Curiosidades de los Craps o dados

Tenga en cuenta, que McCain, según algunos allegados, ha estado jugando cerca de catorce horas seguidas en la mesa de craps. En sí, esto explica el gran nivel de juego que tiene, puesto que es conocido que este señor es un ávido apostador, llegando a jugar en Las Vegas, desde las diez de la mañana hasta las doce de la madrugada. Vale precisar, que para McCain, los craps son adictivos, jugando casi siempre en las mesas donde el mínimo de apuestas es de quince dólares. Lo que si no se puede dejar de lado son las supersticiones que él tiene. Cuenta la historia, que una vez, al lanzar los dados fuera de la mesa un jugador, McCain lanzó una grosería y se molestó en demasía, puesto que la suerte podía cambiar radicalmente.

De otro lado, es turno de hablar sobre el juego preferido del presidente actual de los Estados Unidos. Este es el póker, juego que se caracteriza por jugar contra otros jugadores, yendo casi siempre el pozo de dinero a los jugadores más habilidosos. Según Obama, el juego tiene altas dosis de adrenalina, tanto para los jugadores novatos como para los expertos. Por ello, se dice por allí, que todos ganan en el póker, excepto los jugadores que pierden.

Tome en consideración, que en la actualidad hay una gran cantidad de jugadores de póker profesionales en todo el orbe, cifra que va en aumento con el correr de los años. Como dato añadido, le cuento que esta realidad no se ve tan seguido en el craps o en los juegos de tragamonedas. Allí no hay casi jugadores profesionales.